Los bajos precios de la leche en las tiendas

21.FEB.2017
El Economista
Camisetas a dos euros, viajes en avión a Londres, París o Roma a veinte o el litro de leche por sólo 55 céntimos. ¿Es lo que buscamos? Si España quiere ser un país lowcost, si los consumidores no acostumbramos a poner el precio por encima de todo, no podemos esperar luego cobrar sueldos dignos. Ni siquiera mileuristas. El publicitario Miguel Conde nos pone cara a cara con la realidad en su libro Knowcosters. Cuando el low cost es el mal. Es relativamente razonable que queramos pagar poco, pero no esperemos luego cobrar mucho.

< Volver
Comparte en Facebook
Comparte en Twitter
Comparte en Google+